viernes, enero 19, 2007

Las amistades peligrosas

El temporal que está asolando el norte de Europa no está, afortunadamente, afectando a España. Debe ser que Dios aprieta, pero no ahoga y considera que aquí ya tenemos bastante con el efecto tornado, huracán destructor, del Gobierno.
Este Ejecutivo socialista comenzó su legislatura tomando medidas que satisficieran a esas minorías que le hacen la ola -como el lobby zerolense-, pero, según transcurrieron los meses, las minorías sociales se transformaron en territoriales -la patena del Estatuto catalán-. Y, a mayor número de meses transcurridos, mayor número de minorías territoriales a las que agradar. Así nos encontramos ante una vorágine, que crece en progresión geométrica, de nuevas normativas autonómicas que van en claro detrimento de las competencias estatales. Pero claro, si el presidente Zapatero considera que el de Nación es un concepto discutido y discutible, ¿qué más da vaciar de contenido algo cuya idea, de por sí, es huera, indefinida e inútil?.
Sin embargo, lo que realmente discute el Presidente no es la Nación, sino su configuración jurídico-política, la establecida desde la Constitución de 1978. Y eso es lo que va a intentar modificar con la connivencia de todos aquellos grupos políticos deseosos de minar España, para concentrar mayor poder localista, para sentirse pequeños reyes de sus tierras. Va dando cancha a los nacionalistas, que quedan en deuda; con IU no hacen falta concesiones, basta con permitirles sentirse parte protagonista del juego diabólico.
Ya tiene los apoyos requeridos para el paso siguiente, sólo un Gobierno de izquierdas -cada vez más radicalmente izquierdista- puede regir España. Toca ahora el plan de acercamiento a ETA (tema sobre el que ya he escrito algo; seguro que tendré que volver a hacerlo), últimamente intimamos hasta con Ibarretxe -ya se le ha pasado el disgusto de la negativa inicial a su Plan, confía en conseguirlo ahora-, y ponemos en marcha la alianza (palabra fetiche para Zapatero) socio-comunista-nacionalista, basada en el mágico diálogo, tendiendo cables hacia los terroristas, a fin de excluir a todo aquel que no comulgue con nuestro ideario.
Se inicia con la decisión de no debatir cualquier propuesta que haga el PP en materia terrorista, ¿qué nos garantiza que no se extenderá su aplicación a las propuestas que se puedan hacer en cualquier otra?. No es exactamente lo que ha dicho Rajoy, que no se van a admitir sus iniciativas, porque no son tontos y eso supondría un flagrante incumplimiento de la normativa; pero, en el fondo y de facto, la consecuencia es la misma: se ignora a la oposición. El mayor desprecio, no hacer aprecio. Este Ejecutivo y sus adláteres no van siquiera a valorar si alguna de esas iniciativas puede ser beneficiosa para la Nación y el conjunto de los españoles. ¿Cómo iba a ser de otra manera si el propio Presidente no sabe lo que es la Nación, y los demás consideran que sus autonomías son naciones?, cada uno tendría que tasar el beneficio a su pequeño territorio, y eso es demasiado complejo para esta pandilla de paupérrimos intelectuales.
Con esta posición, lo que se pone de manifiesto no es sólo que se excluye al principal partido de la oposición -que ya es-, también a todos los ciudadanos que no están de acuerdo con los principios que maneja la nueva coalición, mientras se trata de incluir a los terroristas asesinos de cerca de un millar de personas. Pero no sólo esto, es que se están dinamitando algunos pilares de la democracia, como es que el principal partido de la oposición tiene derecho a presentar y la Cámara la obligación de someter a debate sus iniciativas, ¿o es que las propuestas de dudosa constitucionalidad se "dialogan" en el Parlamento, y las que podrían ser útiles para todos no?.
Se está haciendo una utilización maléfica, una adulteración de la regla de las mayorías. No sé si este cerco al PP responde a una exigencia de ETA, no sé si es el deseo largo tiempo deseado por el socio-comunismo-nacionalismo, no sé si es el sueño dorado de Zapatero; puede ser que se trate de las tres cosas a la vez, pero lo que sí sé con certeza es que es nocivo para España y los españoles. Ya sólo queda que los batasunos, esos "hombres de paz", se sumen a la fiesta.Este Ejecutivo demuestra que sus deseos o fines están por delante de los de la Nación, y no sólo lo ha probado con este tema en política interior, también tenemos la evidencia en política exterior, sirva como ejemplo la terquedad de mantener las condiciones a EON aun a riesgo de ser llevados por la Comisión ante el Tribunal de la UE y sufrir una sanción. Todo sea por beneficiar a los amigos de Gas Natural; lo mismo que a otros muchos "amigos", enemigos de España.

12 comentarios:

Alvaro dijo...

La reunión de Zapatero con Ibarreche es el comienzo de la segunda fase del proceso.
Como decia gutiforever "en cuanto se disipe el humo y recojan los escombros volverán a las andadas".
Pues si.

nataliapastor dijo...

Este es el verdadero proceso de Zapatero. "El Chapulín Colorado" decía "no contaban con mi astussia" y a esta pandilla de amigos se les podría decir que "no contaban con la justissia". Nos quedan jueces y tribunales para seguir resistiendo hasta vencerlos. Alvaro, no creo que hayan tenido que volver a las andadas, nunca las abandonaron.

sempietnos dijo...

La sentencia del TS considerando a Jarrai/SEGI parte del entramado de ETA,y como tal,cambiar su condición tal como dictaminó la AN,para pasar a ser "terroristas",es un golpe,duro y contundente,a las pretensiones y deseos del gobierno Zapatero.
Tan revelador,como que a fecha de hoy,de los 24 condenados,sólo tres hayan sido detenidos,teniendo datos de que no menos de 15 se hayan huidos.La "descordinación" de las fuerzas de seguridad,es como poco sospechosa

Ricardo.S.Y. dijo...

Hace muchos años que pertenezco a la AVT. Sin embargo nunca tuve demasiada proximidad con ellos porque las diversas presidencias y directivas que se han ido sucediendo a lo largo del tiempo, no terminaban de convencerme, más bien todo lo contrario.

He sido un observador atento de la evolución de la Asociación desde que su actual presidente - hace año y medio aproximadamente – y su correspondiente equipo tomaron las riendas de un hermoso proyecto que sin embargo ellos recogieron casi en absoluta quiebra moral y económica.

La constancia de Alcaraz y su pertinacia en la persecución de etarras y en la constante reivindicación de respeto y dignidad para las víctimas del terrorismo, le han devuelto a la AVT, a través de su presidente, la respetabilidad, la legitimidad –que siempre tuvo pero que no siempre supo utilizar – y la claridad que se pueden constatar en resultados concretos.

En año y medio, la AVT ha logrado la misma cifra de afiliados que consiguieran, en otras épocas, al cabo de 25 años. Somos unos 3.500, todos víctimas del terrorismo. Aparte la lista de “amigos de la AVT”.

La cifra proviene de la incorporación de mucha víctima anónima – aunque para nosotros todas tienen un nombre y un apellido glorificados por el martirio patrio – e incluso muy antigua, de los años setenta, por ejemplo, que antes nunca se habían querido acercar a la asociación por unas u otras razones.

Por otra parte, el mayor número de víctimas del 11-M pertenecen ya a la AVT, hurtándoselas a la manipulada secta de Pilar Manjón, y unificando, por tanto, en una sola, a todas las víctimas del terrorismo.

El trabajo callado de Alcaraz y su equipo; su firmeza, constancia y lucha infatigable; la transparencia en su gestión y la profunda convicción de que las víctimas deben ser respetadas, honradas, amparadas y apoyadas, por toda la sociedad, pero sobre todo por el Gobierno; la exigencia, cada vez más rotunda, más clara, más urgente y más contundente de que NO SE PUEDE CEDER A LA NEGOCIACIÓN, BAJO NINGUN CONCEPTO; la indicación de que bajo el falaz eufemismo de negociación se esconde la clara realidad que define la CLAUDICACIÓN; han conseguido la simpatía de toda la sociedad en su conjunto y de las denostadas víctimas, en particular.

Sin embargo NO DEBEMOS CONFUNDIRNOS: La AVT se ha ganado a pulso nuestro respeto y nuestra lealtad. Se ha ganado nuestra confianza y ha emprendido un combate singular y sin parangón en su historia contra todo el entramado etarra. Pero, ¿qué hacemos, mientras, el resto de la sociedad civil, víctima o no para agradecerle su ímprobo y arduo trabajo?¿tenemos algo más que palabras vacuas y expresiones facilonas que ofrecerle a la AVT, que es la voz de las víctimas, que es el adalid en la defensa de sus Derechos?. ¿Vamos a seguir cómodamente sentados en los sillones de nuestras casas mientras la AVT, SOLA, desamparada y combatida por todas las fuerzas del Gobierno, a pesar de que nos esté pidiendo desesperada nuestro apoyo, nuestra colaboración, nuestra presencia física, al menos, en sus convocatorias.

¡No podemos desoir sus llamamientos!. No, si queremos llamarnos patriotas y homenajear a nuestros muertos y sus familias. No podemos confiarnos con la estúpida expresión de que “bah, por uno que falte no se va a notar”, porque cada UNO de nosotros es imprescindible y definitivo si queremos poder ganar esta batalla.

YA NO VALEN EXCUSAS POBRES NI PRETEXTOS DE PEGA. Podrás, si acaso, engañar a alguien lejano, no a quien te conozcza y, lo que es peor, al que nunca, nunca, nunca podrás engañar será a ti mismo. ¡Mírate al espejo entonces y dime qué es lo que ves!. Si ves a un patriota comprometido, cumplidor y leal, ve tranquilo. Pero si ves otra cosa,….
estarás viendo a un traidor y a un cobarde.

El próximo dia 3, estés donde estés, cueste lo que cueste, NO FALTES, NO PUEDES FALTAR. Todos somos imprescindibles para que juntos, en un inmenso y brutal grito, como un solo hombre, le rompamos los tímpanos al Gobierno ZP con la exigencia de que
¡NEGOCIACIÓN, NO EN MI NOMBRE!.

unadecoladetoro dijo...

Veremos como evoluciona esta segunda parte del proceso,con la pausa momentanea del atentado de la T-4,que eso si,ha servido para demostrar que la apuesta de Zapatero por mantener el puente con ETA sigue inalterable.
Esto terminará mal,pero mal.

álvaro dijo...

Leyendo el sábado EL MUNDO,no pude sino acordarme del post de sempietnos "el Principio de Salomón".En cualquier pais del orbe estarían todos en la cárcel.
Es absolutamente escandaloso.
El artículo de Federico J.Losantos hoy en LIBERTAD DIGITAL,es claro:
"Más de una vez hemos comenzado un artículo diciendo: "Las últimas revelaciones sobre el 11-M son de tal gravedad que nadie en el Gobierno ni en la oposición, en la clase política y los medios de comunicación, podrá mirar desde ahora a otro lado". Pensemos en la continua demolición del sumario, en la demostración en los medios de comunicación de que las pruebas fundamentales del sumario estaban escandalosamente manipuladas, desde la mochila de Vallecas hasta el Skoda Fabia pasando por la furgoneta de Alcalá. Pero pensemos también en quién ha llevado a cabo contra viento y marea el desenmascaramiento de tantas mentiras: al principio y siempre en primer lugar El Mundo; después, Libertad Digital, que a las aportaciones de Luis del Pino ha añadido el nacimiento de los Peones Negros, conciencia crítica de una sociedad que se niega a condonar la masacre como un accidente en nuestras biografías sentimentales, al modo gallardonesco. Y pensemos, además, en la miserable y pertinaz campaña que desde los medios prisoicos se lleva a cabo contra estos investigadores anónimos y contra la AVT desde que proclamó el "queremos saber la verdad sobre el 11-M" como una de sus banderas de movilización fundamentales. El Gobierno y sus secuaces parlamentarios o mediáticos han competido en vileza para dar por locos a los decentes. Así que no podemos tener mucha confianza en los resortes morales de los inmorales.

Sin embargo, lo que este domingo publicaba El Mundo es de una gravedad extrema: Manzano, ex jefe de los TEDAX, ese hombre digno de toda sospecha, confesó al juez Del Olmo que había perpetrado el delito (porque delito es o lo parece) de no enviar a la policía científica las muestras de los trenes con restos de explosivo para determinar cuál era éste y cómo estaba compuesto. En todo crimen la investigación parte del análisis del arma. Pues bien, Manzano dice que arrojó el arma al contenedor de la basura. Y el juez ni siquiera le pregunta por qué. Es más, ni siquiera incluye en el sumario un dato tan revelador. Peor aún: la fiscal, que pidió formalmente que el testimonio de la criminal negligencia de Manzano constase en él, pronunció en público aquella frase inolvidable: "En los trenes ha estallado Goma 2 ECO ¡y vale ya!" . Y ella sabía que no había ningún análisis científico, ninguna prueba de que fuera ese explosivo o cualquier otro, porque no hay análisis científico de los restos de los trenes y, por tanto, no hay pruebas de nada.

¿Cómo puede seguir libre Sánchez Manzano? ¿Cómo puede seguir de juez Juan del Olmo? ¿Cómo puede seguir de fiscal Olga Sánchez? ¿Cómo puede este Gobierno, nacido del 11-M, seguir ocultando los datos esenciales de la masacre pese a que cada vez se hace más sospechoso de participar en la burla a las víctimas del 11-M y a la Justicia? El policía ha tirado el arma del crimen a la alcantarilla. ¿Cómo pueden respirar tantos pechos de lata, tantos medios de latón, tanto desertor moral, tanto sepulcro blanqueado?"

unadecoladetoro dijo...

Es que todo tiene visos de estar interrelacionado.Esa persitencia contumaz en el error,en la "negociación"" con ETA no tiene explicación alguna,salvo que existan lazos y secretos inconfesables.
Lo de la exclusión del PP y ese "cordón sanitario",es un añadido más a la demolición del Estado.Pero que todo arranca del 11-M,cada dia que pasa,queda más evidente.

cecilia dijo...

Lo que se concibió como una conspiración contra nuestra democracia, pues pretendía condicionar el sentido del voto de los españoles, sigue haciéndole daño. Una de las razones es que se ha querido convertir el deseo de ampliar nuestro conocimiento de lo que ocurrió el 11 de marzo en una cuestión ideológica, lo que ha servido a muchos para nublar aún más todo el asunto y vestir de venganza política lo que no es más que el reclamo ciudadano de saber qué pasó exactamente aquellos cuatro días de marzo.

Anónimo dijo...

Tal y como publica El Mundo en su edición de este mismo lunes, el hecho de que no hayan detenciones tras la orden del Supremo podría encontrar explicación en una huída de los dirifentes de las organizaciones terroristas previo chivatazo de la sentencia:

"El PP pedirá que se investigue si una filtración del fallo del Tribunal Supremo ha permitido la huida de miembros de Jarrai, Haika y Segi, buscados ahora por las Fuerzas de Seguridad. Leopoldo Barreda, portavoz popular en el Parlamento vasco, consideró que sería `un hecho muy grave´ si se confirma que han podido eludir a la Justicia porque haya existido una filtración".

" `Sería una actuación gravísima que debería investigarse con toda celeridad´, indicó, ya que `tendrá unas nefastas consecuencias para la credibilidad del Estado de Derecho que eludan la acción de la Justicia porque se haya producido una filtración´, indicó el portavoz popular".

La Audiencia cursó las órdenes de detención horas después de que el fallo del Supremo se hiciera público, contraviniendo la más elemental prudencia. A eso se suma que los jóvenes proetarras, implicados en la sentencia, no se encontraban bajo vigilanci. había algún seguimiento, pero superficial e insuficiente. Y la respionsabilidad corresponde al ministro Rubalcaba y a los responsables del Ministerio del Interior.

sempietnos dijo...

Algo huele a podrido en Dinamarca. Todo el mundo sabía que era probable que el pasado viernes el Tribunal Supremo hiciera pública su sentencia sobre si las juventudes de la órbita de ETA (Jarrai, Haika y Segi) formaban parte de la organización terrorista, por lo que se jugaba la suerte de 24 de sus dirigentes. Ya sea por descoordinación o por filtración, el caso es que las fuerzas de seguridad procedieron a las detenciones después de que se conociera el veredicto. Resultado: sólo hay cuatro detenidos de los 23 condenados.

El resto, 19 dirigentes de esta organización terrorista, permanece en paradero desconocido. Y eso que diez de los condenados estaban localizados la víspera de la fuga: ofrecieron una rueda de prensa en Vitoria para explicar las entrevistas que habían mantenido con partidos políticos en favor de su causa. La vigilancia policial no debió de ser muy diligente, a la vista del elevado número de huidos.

Setenta y dos horas después de estas fugas, permanecen en el aire muchas preguntas sin respuesta. Lo habitual es que, cuando hay condenas, el Supremo comunique a la Audiencia Nacional su resolución, al ser el órgano que emitió la sentencia primigenia. Y es la Audiencia Nacional la que emite las órdenes de detención de los afectados, que son enviadas a las Fuerzas de Seguridad del Estado. Sólo después se difunde al público la decisión del Supremo.

Hay un hecho objetivo: el Alto Tribunal envió a los medios de comunicación un correo electrónico con el contenido de su resolución a las 12:43 horas del viernes 19 de enero. A partir de ahí, surgen las discrepancias. Esclarecer qué ocurrió antes y qué ocurrió después será clave para determinar si hubo un chivatazo o una descoordinación.

Fuentes del Supremo aseguran que facilitaron el fallo "a primera hora" a la sección IV de la Audiencia Nacional y que hasta que no tuvieron la certeza de que había sido recibido, no se emitió el comunicado. Sin embargo, fuentes de este último organismo sostienen que la sentencia se recibió sobre las 12:00 horas y que diez minutos después se acordaron las detenciones "en coordinación con Policía Nacional, Guardia Civil y Ertzaintza". Por si fuera poco, la policía autónoma vasca no empezó con las detenciones hasta que llegó la tarde.

unadecoladetoro dijo...

LA AVT SE QUERELLA CONTRA EL PAÍS Y JAVIER MARÍAS


Madrid, 22 de enero de 2007.- La Asociación de Víctimas del Terrorismo presentará una querella contra el diario El País y Javier Marías Franco por información falsa y un presunto delito de injurias.



En la edición de ayer, domingo 21 de enero, Javier Marías calificaba en un artículo a las personas de la AVT como “energúmenos”. Además, este señor acusa a las víctimas del terrorismo, gratuitamente y sin ningún tipo de prueba, de haber insultado a personas que se encontraban en los alrededores de las convocatorias que condenaron el brutal atentado de Barajas. Marías también se atreve a acusar, de manera indignante, a las víctimas del terrorismo y a la AVT de provocar “víctimas” en esas concentraciones.



Javier Marías mezcla la actitud cívica que siempre ha tenido y tiene la AVT con la de otras personas que nada tienen que ver con nuestra asociación. Mezcla los improperios de esas personas, absolutamente rechazables y no demostrados, con las exigencias de la AVT. Unas exigencias que siempre se han ceñido a defender la memoria, la dignidad y la justicia que reclaman las víctimas del terrorismo.



Para la AVT, este artículo de El País, absolutamente demagogo e injusto, falta a la verdad y expresa una serie de injurias contra las víctimas del terrorismo que no pueden ser consentidas. Es más, son tan graves que nuestro Estado de Derecho y la Justicia tienen que actuar de manera inmediata contra este diario y Javier Marías por dañar y provocar más sufrimiento a aquellas personas que llevan más de 30 años defendiendo la Libertad y la Democracia en nuestro país.



La AVT aprovecha este comunicado para expresar al diario El País y a Javier Marías que, en lugar de sembrar más dolor a las víctimas y dividir a los demócratas, ayuden desde los medios de comunicación afines al Gobierno para que el Estado de Derecho no se rinda ante los asesinos de ETA. Esto es lo realmente importante, porque cuando el Gobierno utilice todos los recursos que tiene a su alcance se comenzará a hacer justicia con las víctimas y con toda la sociedad española. Por lo tanto, la AVT exige que se esfuercen más en esto último y no en confundir la libertad de expresión con la difamación y la demagogia.



Por último, la AVT invita a este diario a que denuncie en sus páginas un hecho probado, injusto, lleno de odio, y que pudo ver toda España. En la manifestación celebrada en Madrid el 13 de enero se portaban pancartas con insultos a las víctimas del terrorismo y asociando a la AVT con ETA. Además, en una de ellas, se llamaba terrorista al presidente de nuestra asociación. Algunos aún no saben que los asesinos de ETA mataron a un hermano y dos sobrinas del señor Alcaraz. El que este diario no se halla hecho eco de esta tropelía demuestra, una vez más, la doble vara de medir que utiliza a la hora de informar a sus lectores.

álvaro dijo...

Es que el artículo de esa rata de Javier Marias,no tiene desperdicio.
Lean las heces de semejante sujeto,sin duda alguna,un ejemplo de la unión de los demócratas contra ETA que propugna el gobierno Zapatero.
Da nauseas:
"Desde que el señor Alcaraz se puso al frente de la Asociación de Víctimas del Terrorismo, ésta ha pasado a ser, para gran parte de la población, algo con lo que más vale no cruzarse ni encontrarse en la calle, y yo no sé hasta qué punto sus miembros más sensatos, menos manipulados y envenenados –aún habrá muchos, espero–, se dan cuenta del flaco favor, incluso del enorme daño, que ese dirigente les está haciendo al utilizarlos principalmente como “brazo manifestante” de la extrema derecha mediática, encabezada por la emisora radiofónica de los obispos siembracizañas.”

“Algunos manifestantes, muy cerca de ella, gritaban: “¡Hay que fusilar a Zapatero! ¡Hay que fusilarlos a todos con una Parabellum!” No pudo reprimirse y los miró, como diciendo: “Miren, aquí ya no se fusila a nadie”. Ni siquiera llegó a decirlo, no le dieron tiempo, así que los miró con reprobación tan sólo. Pero eso bastó, y que llevara EL PAÍS bajo el brazo, para que los energúmenos de la AVT (cuesta escribirlo: ¡energúmenos en la AVT, merecedora hasta hace no mucho de toda nuestra simpatía!) se pusieran a seguirla en su recorrido y a llenarla de improperios. Esos individuos eran guerracivilistas. No sólo por los insultos que escogieron (“¡Perra, roja, miliciana, guarra!”; en el 2007, parece increíble), sino por montar en cólera al ver el diario que ella leía.”

“Hay que decirlo una vez más: a las víctimas de ETA hay que compadecerlas, alentarlas, ayudarlas, procurar que reciban justicia y resarcirlas en la medida de lo posible, porque han pagado y sufrido en nombre de todos. Pero ser víctima no da la razón, ni hace más sabio, ni convierte a nadie en santo, ni lo exime de su obligación de respeto hacia los demás ciudadanos.”

“Y si una víctima persigue e insulta a quien le lanza una mirada o lee el diario que le apetece, tampoco dejará de ser víctima, pero además se habrá convertido en un energúmeno, un intolerante, un enemigo de la libertad y un miserable. Que el señor Alcaraz, de quien las Víctimas están siendo víctimas en los últimos tiempos, se pare a pensarlo un minuto, y se aplique el cuento.”