viernes, diciembre 02, 2011

El Linchamiento


Ayer se presentó en Madrid "El Linchamiento", el último libro de Federico Jiménez Losantos.
El director de Es la Mañana cuenta en esta obra la liquidación de la COPE y la aventura de esRadio. A lo largo de sus páginas, Federico nos relata las claves del brutal asedio sufrido en la emisora de la Conferencia Episcopal desde el Gobierno, Prisa, el PP y la monarquía, su resistencia frente al acoso judicial y las circunstancias de su salida junto a César Vidal y Luis Herrero.

La obra comienza relatando lo ocurrido en aquella cena en Palacio en la que Don Juan Carlos se quejó amargamente de él ante Esperanza Aguirre y ésta le contestó “que si se tratara de Gabilondo, el Rey lo hubiera invitado a comer”.

En la presentación del libro, Federico se refirió al clima social que se vivía en España tras la masacre del 11-M.
“El clima social que se describe aquí –explicaba ayer Losantos- es el de un cambio de régimen contra el pueblo, contra la nación y contra el Estado y perpetrado por quienes habían jurado defenderlo, desde el Rey hasta el último mono”. Un cambio que, a su juicio, comenzó el 11-M y que acaba de concluir con la memoria histórica. Y en el que él, con la COPE detrás, se consideraba entonces, lo único que quedaba de “la gran resistencia civil y nacional”.
Alguien que, por encabezar todo aquello, acabó convirtiéndose en cabeza de turco.



Tras la salida de Federico,César y Herrero, la COPE sufrió una transmutación. De defensora acérrima en la busqueda de la verdad sobre lo ocurrido el 11-M, se pasó a un ominoso silencio.
De estar del lado incondicional de la víctimas del terrorismo, se pasó a una vergonzosa equidistancia que desvelaba que ya nada volvería a ser lo mismo.

Para quienes estuvimos en aquellos años en COPE -en mi caso, cinco años como tertuliana de EL ANTEOJO en COPE Sevilla-, la salida de Federico y el cambio de linea de la emisora supuso el cierre del programa, para pasar a una parrilla menos "crsipadora" y más cercana al pasteleo cómplice que se les reclamaba.

A Jiménez Losantos lo sustituyó Ignacio Villa y a éste -tras un fracaso estrepitoso -, Buruaga que sigue la misma senda del descalabro.
La COPE ha perdido desde entonces más de 2.000.000 de oyentes y ha pasado de ser la segunda radio nacional tras la SER, a estar en el cuarto lugar, sobrepasada -incluso -, por RNE.

En el pecado -nunca mejor dicho...- llevan la penitencia.


natpastor@gmail.com

37 comentarios:

Agustin dijo...

Hola Natalia.antes que nada gracias por seguir mi modestisimo blog,Sobre Jimenez Losantos.para mi siempre ha sido un referente de libertad en las ondas,Yo siempre escuchaba la Cope.Su marcha fue una gran perdida para la radio en general.un calido saludo desde New Zealand mi lugar de residencia.

Eduardo de la Fuente dijo...

La línea editorial de EsRadio gustará o no pero viene a cubrir un nicho de mercado, un target como les gusta decir a los expertos en mercadotecnia, que andaba huerfano después del hundimiento de la COPE. EsRadio (junto a Libertad Digital y demás iniciativas del grupo) es un ejemplo de cómo recuperar, consolidar y potenciar una audiencia en un tiempo récord. Su éxito sin precedentes en tan poco tiempo es un ejemplo de Manuel que debería analizarse en las facultades de Periodismo y Comunicación. Cualquiera que anda en los medios sabe lo difícil que resulta ganar y consolidar la audiencia y lo sencillo que puede ser perderla.

Pero claro, en este país de medios subvencionados y clientelistas con aspiraciones a hacer política de Estado, el éxito de una iniciativa estrictamente privada que partía a priori con todos los inconvenientes y más molesta. Molesta a los demás grupos mediáticos, a los políticos y a los catedráticos.

Molestar es sin duda una virtud.

Un saludo

Natalia Pastor dijo...

Agustín:

Gracias a ti y felicidades por tu blog, que es realmente interesante.
La salida de Federico de COPE supone un antes y un después en el desarrollo y ataque a la libertad de prensa independiente, de la que ya hemos tenido constancia en estos años de democracia y que arrancó con la defenestración de Pedro J Rámirez de "Diario 16".

Yo viví la salida de Federico,César y Luis Herrero desde dentro, con lo que ello suponía de claudicación de una linea editorial -hasta ese dia independiente y combativa -, para convertirse en dócil y sumisa por mor de los designios de la Conferencia Episcopal.

Natalia Pastor dijo...

Eduardo de la fUente:

Tú, como periodista, sabes bien lo difícil que es consolidar una audiencia, mimarla y establecer su fidelidad.

Que la COPE haya perdido más de 2.000.000 de oyentes desde la salida de Federico,demuestra dos cosas: que la linea editorial de hoy no tiene nada que ver con la que existía estando Jiménez Losantos y que los oyentes se sienten traicionados.

La COPE de hoy ha acabado encomendándose a los tránsfugas de deportes de la SER -Lama,González,Castaño-, a cambio de sueldos millonarios y ni aún así son capaces de remontar un vuelo y volver a ser referente.
Hoy son la cuarta radio en número de oyentes.

Y Esradio sigue creciendo.
Sobran las palabras.

C S Peinado dijo...

Yo, que soy un acérrimo defensor de un estado cristiano cómo parapeto ante la incipiente llegada de la nueva Yihad islamista no tengo por menos que despreciar un estamento eclesiástico que ha pasado, de lamerle las pelotas al jefe de estado de turno a lamérselas a todo aquello que huela a poder.

Paradójicamente y por eso mi cacao mental, debo reconocer que la labor de determinados estamentos cómo Caritas son imprescindibles para una sociedad que se mueve entre la desesperación y la depresión total. Éstos están más cerca del mensaje de Cristo que aquellos, que con púrpura y pectoral de oro no dejan sino de avergonzar a toda una sociedad que ha perdido sus referentes morales.

Un saludazo.

FRAN dijo...

Estupenda entrada, Natalia.

Me consta que lo viviste en primera persona, aunque fuera en la distancia del espacio.

Creo que la Cope se equivocó y mira que le teníamos cariño todos, ¿verdad? Siento que cancelaran vuestro programa.

Oye, ¿por qué no te animas a poner tu reseña en 'El blog de Federico'? Seguro que le gusta. Si no, te pediría me permitieras hacerlo, si te parece bien, claro. Citando tu blog, por supuesto.

Un saludo, con todo afecto, y a seguir adelante

velarde dijo...

Estaba claro, o pasabas a formar parte de esta conspiracion judeomasonica contra todo lo que representaba España, o terminabas intentando( con mucho exito por cierto) buscar un altavoz independiente y continuar en la lucha, mi mas sincera felicitacion a Federico y a cuantos junto a el remaron contracorriente, un gesto sin duda valiente.

E..P.. dijo...

Hola Natalia.
Aquí me coges en blanco no soy asiduo a la radio y la poco que escucho suele ser autonómica de aquí, mayor mente informativos, pero poco.
Supongo que si esta cadena a perdido audiencia de oyentes es por algo se supone que cierto temas pueden ser intocables en la radio más la salida de Federico hizo el resto.
Por otro lado el oyente no es tonto y sabe lo que quiere.
Saludos Natalia.

o blog de xesús lópez dijo...

Ahora medoy cuenta de que llevo muchos años sin oir la Cope, que antes era, para mi, un lugar dijo en las ondas.
Gracias por la información.

Herep dijo...

Supongo que el gestor que parió la idea de despedir a FJL y cambiar la linea editorial, a la vista del éxito de los resultados, habrá sido puesto de patitas en la calle.
Aunque no estoy seguro del todo.
Poco a poco, todos los organismos y entidades que forman parte del país, se han ido amoldando a las doctrinas de este Sistema que padecemos.
Y cada vez son menos los que levantan la voz... y tienen algo que decir.
De los otros, de los voceros de mensaje vacío, está España llena.

Un saludo, Natalia... siento la pena que te debe dar el ver a la COPE despeñada y cuesta abajo.

El Fugitivo dijo...

Muy interesante aporte.
Creo que la clave del éxito de Federico es combinar la erudición con la ironía, y decir las cosas claras. Con frecuencia resulta excesivo, pero el oyente crítico debe escuchar, y no oír. La diferencia con los sectarios es precisamente la capacidad de estar en desacuerdo en muchas cosas, y no tener un credo ideológico cerrado.

Saludos fugitivos.

Natalia Pastor dijo...

C.S.Peinado:

Una cosa es la Iglesia, otra la Conferencia Episcopal y otra Cáritas.
Afortunadamente, en Cáritas, son los voluntarios los que dan de comer a más 1.200.000 diariamente en España, sin que ningún preboste entre a mangonear en la ayuda social.

Otra cosa muy distinta es la Conferencia Episcopal y - sobre todo- el nuncio del Papa que son los que cedieron a las presiones para liquidar la COPE y por añadidura, a Federico,César Vidal y Luis Herrero.

Natalia Pastor dijo...

Fran:

Gracias.
La entrada está a tu disposición y a que la cuelgues en "El Blog de Federico" si lo tienes a bien.

Yo viví su salida desde la distancia - y a la vez-, en primera persona.
La transmutación de la COPE fue tal que suprimeron todos aquellos programas locales que pudieran resultar "crispadores", como era en aquella época "El Anteojo" en COPE Sevilla.

Ni siquieran fueron valientes a la hora de dar una explicación de su cancelación en aquel momento, y recurrieron a falsedades para encubrir la felonía.
Escribí un post en aquel momento sobre lo acontecido, que te enlazo por si te interesa.

Natalia Pastor dijo...

Velarde:

Federico tiene un mérito incuestionable y es todo un ejemplo de lo que es no rendirse jamás ante la adversidad.
En cuatro semans de un verano puso en marcha EsRadio en compañía de César Vidal y Luis Herrero y ahí siguen, creciendo, mientras la COPE -que traicionó a sus oyentes -está en el cuarto lugar de la radio española y ha perdido más de 2.000.000 de escuchantes.

Natalia Pastor dijo...

E.P:

Trsa la salida de Federico,César y Luis Herrero,los referentes que habían sido santa y seña de la COPE, que eran motivo de lucha diaria pasaron a mejor vida, ignorados o -en algunos casos-,directamente vilipendiados.
Así pasó con querer saber y buscar la verdad de la masacre 11-M, la defensa de las víctimas del terrorismo y el NO a negociar y claudicar ante ETA o la lucha contra los nacionalismos liberticidas como el catalán.

Natalia Pastor dijo...

Xesús López:

De nada.
Son muchos -como tú-, los que abandonaron la COPE y jamás han vuelto a escucharla desde la salida de Federico y César.

Natalia Pastor dijo...

Herep:

Si que me da pena, sí, por que cinco años de tertuliana dan para encariñarte con lo que una pensaba que eran la defensa de unos valores, que luego se demostraron que eran falserío e impostura.

El gestor de la salida de Federico y César fue Alfonso Coronel de Palma , pero era un simple mandado.
Las órdenes venían directamente de la Conferencia Episcopal, de Cañizares, que fue quién "apretó el botón" de liquidación de la COPE.

Natalia Pastor dijo...

El Fugitivo:

Gracias.
Ser liberal,independiente y no plegarse a intereses espúreos se paga caro en este país.
La prueba es que ayer, en la presentación del libro, no había nadie de la clase política.
Ni de derechas, ni de izquierdas.

Y es que la verdad, es siempre incómoda.

Trecce dijo...

Habla Federico de la cena en Palacio en la que el Rey se quejó de él a Dª Esperanza.
Otro que tal baila y ahora ¿de qué se quejará?, ¿de que su yerno no le ha dado comisión?

Natalia Pastor dijo...

Trecce:

Al Rey sólo le han gustado los periodistas,palmeros,los cortesanos de genuflexión y baboseo, eso que han callado ante los escándalos del difunto Prado y Colón de Carvajal,del príncipe Tchokotua o los dineros de KIO.

Por eso Federico Jiménez Losantos le resulatba incómodo:le recordaba sus obligaciones como Jefe del Estado.

Elena Nito dijo...

Flipando con el post que enlazas a Fran sobre el cierre de "El Anteojo" y los comentarios que se hicieron entonces..

También, aunque no sé si es habitual en estas tertulias radiofónicas, con el hecho de que participaras "de gratis".

Frente a tanto "pichafloja", de esos que envían emisarios a Pedraza para pedirle ternura y compresión con los familiares de los etarras, frente a ese Monstruo de Sistema que se sostiene en la inmadurez forzada de un pueblo, para poder parasitarlo y manipularlo a su antojo, de vez en cuando surge alguna "mosca cojonera", que tira de la manga de las conciencias y pone a cada cual su espejo delante. Romper el espejo no hace desaparecer la fealdad del que se mira, sólo hace su vida menos desagradable..y sólo un ratito.

¿Qué queda cuando no hay libertad de expresión, cuando se prohibe el espíritu crítico? Probablemente algo parecido a una colonia de amebas.

FRAN dijo...

Muchas gracias, Natalia.

Por el permiso para poner tu post en el blog de Fede, por el enlace y por tu amable visita.

Qué pena lo que hicieron con "El Anteojo". Quedaron bien retratados. Allá ellos. Ya lo has mencionado: desde entonces, no levantan cabeza, y mira que tuvo audicencia la Cope.

Gracias de nuevo. Pondré tu reseña y enlace a tu blog en el de Federico.

Un beso

Natalia Pastor dijo...

Elena Nito:

Pues sí, así fue:durante cinco años participe como tertuliana de manera altruista,desinteresada, sin cobrar un sólo euro, por amistad - o lo que yo creía que era amistad,claro...-.

Como has leido el post que enlazo, quien comenta como EUSEBIO PEREZ es el director de Servicios Informativos de COPE en Sevilla, que a raíz de ese post,muy molesto por los comentarios de los bloggers respecto a la traición que ellos ya percibían, me tachó de "enemiga"... y hasta hoy.

Por eso digo que yo viví en primera persona lo traumático de la salida de Federico y César de la COPE, las mentiras que desde la emisora se vertían - y se nos decían-, para justificar su despido.

Desde entonces la COPE ha caido en picado,perdiendo más de 2 millones de oyentes y ocupando el cuarto lugar en el panorama radiofónico de nuestro país.

Podría contra muchas,muchísimas cosas de las que yo viví respecto a ciertos "temas intocables" dentro de la COPE.
Como era del todo punto imposible criticar a gente como los obispos Setién o Blazquez por su postura con ETA y las víctimmas o a los Obispos nacionalistas y separatistas como Sistach.

Cinco años dan para mucho...

Natalia Pastor dijo...

Fran:

Gracias a tí.
Un beso enorme.

Zorrete dijo...

Yo veo todas las mañanas a Federico por la TDT y eso que hemos salido ganando. De la COPE ni me acuerdo, de Urdangarin toooodasss las mañanas, jajaj.
Saluditos.

Natalia Pastor dijo...

Elena Nito:

Por cierto, que se me olvidaba mencionarlo: Sempietnos también escribió un post sobre este asunto:Elseppuku de la COPE.

Es realmente interesante el intercambio de opiniones en los comentarios entre Sempietnos y el Director de los servicios Informativos, Eusebio Pérez.
No tiene desperdicio.

Natalia Pastor dijo...

Zorrete:

Yo escucho Esradio y Onda Cero(Alsina).
No hay color.

Candela dijo...

Esto que relatas no es solo un episodio más. Debería ser la vergüenza de un país incapaz de defender a medios libres, o sea, su derecho a la libre información. Porque todo lo demás, queramos o no, viene después..

Es una faena, por aquí solo podemos escuchar Es.Radio por internet y no siempre, porque se corta la emisión, pero da igual, empezamos desde el principio y ya está.

Siempre con Federico y todos los que defendeis y habéis defendido siempre la libertad de expresión: La libertad..

Natalia Pastor dijo...

Candela:

Efectivamente, lo que narra Federico no es sólo la salida de un comunicador y de un grupo de periodistas de una cadena de radio.
Lo que narra Jiménez Losantos es un atentado a la libertad de prensa, la claudicación de la Conferencia Episcopal ante las presiones recibidas para liquidar y silenciar a un periodista incómodo, no sumiso y dispuesto a denunciar el intento de cambio de régimen que se ha venido fraguando en estos siete años.

Para los que vivimos desde dentro de COPE esa salida y el cambio de linea editorial de la emisora, supuso un antes y un después en comprobar hasta que punto se paga la independencia y el defender unos valores innegociables.

lujaban dijo...

Soy de Federico desde que lo conocí.
El tío tiene las gónadas en su sitio. Es valiente. Y es emprendedor.
Pequeño gran hombre...

José Antonio del Pozo dijo...

Gran reseña de un insobornable intelectual, defensor de España y de la libertad, sin complejos.
saludos blogueros

Natalia Pastor dijo...

Lujaban:

Jiménez Losantos es una "rara avis" en el panorama periodístico español, lleno de Federicos Quevedos o Maria Antonias Iglesias al uso, de lacayos que viven en un lado u otro de la trinchera y que gracias a su "militancia" habitan en tertulias ejerciendo de meros voceros.

Esa -salvo honrosas y contadas excepciones-, es la situación del periodismo en España a día de hoy.

Natalia Pastor dijo...

Jose Antonio del Pozo:

Gracias.

C S Peinado dijo...

No me gusta demasiado Losantos, lo veo un tanto insultante e irreverente y, a decir verdad, fue ese ataque "consensuado" el que le dió la notoriedad que por sí mismo no habría podido taner.

No creo que de otra forma Losantos, que permenecía cómo el referente "ultraderechista" en la "ultracatólica" COPE hubiera podido salir a flote cómo lo ha hecho. Cómo garante de las libertades desde las ondas del centro-derecha de EsRadio.

Sea cómo fuere, le doy mi enhorabuena por sus logros y espero muchos más en ésta nueva andadura.

Un saludazo.

Natalia Pastor dijo...

C.S.Peinado:

Discrepo absolutamente de tu comentario.
Federico ha mantenido una linea de coherencia dentro del pensamiento liberal, no se ha casado con nadie, no ha estado jamás al lado de ningún grupo de poder, ha sido -y es -, uno de los pocos baluartes -junto a Pedro J. Rámirez-,que reclaman saber la VERDAD de lo que ocurrió en la masacre del 11-M.

Sus críticas al Rey han sido en base a su función - dejación-, como Jefe del Estado en lo referente al Estatut Catalán, al Plan Ibarreche o a aquella grotesca,patética y surrealista defensa de Zapatero definiéndolo públicamente como un hombre muy honesto, que no divaga” y que “sabe muy bien por qué hace las cosas" .

El Rey, desde que subió al trono, jamás había expresado en público su opinión sobre un presidente del Gobierno en ejercicio.
Bien, pues lo hizo alabando al peor,al más dañino,al más lesivo, al más tóxico de los presidentes que ha tenido este país.

Salvo unos pocos,entre ellos Jiménez Losantos, nadie se atrevió - ni por asomó -, a criticar las patéticas palabras del Rey.

Y esa etiqueta de ultraderechista, es la socorrida argucia de quienes pretender silenciar el mensaje, en un país de timoratos donde verse señalado con el dedo como "facha" supone un oprobio,un estigma que obliga a callar ipso facto.

Yo ya escribí en su día sobre este asunto en un post titulado LA ETIQUETA :"El que no se ajusta a lo politicamente correcto o al catecismo progre de nuevo cuño se le etiqueta como facha, palabreja insustanciosa pero muy digna de análisis".

José Luis Valladares Fernández dijo...

La Cope estaba prácticamente en la ruina, cuando llegó allí el equipo de Antonio Herrero, Federico y otros.
Y lograr reflotar la cadena, llegando a tener una audiencia que difícilmente volverá a tener. El hueco que dejó en la radio, la marcha de Federico de la Cope, lo cubre ahora Es-Radio. Lo malo es que no tiene tanta cobertura.
Federico sabía cantar las verdades del barquero como nadie; pero eran verdades, no medio verdades y eso, claro, molestaba a quienes se sentían aludidos.

Un abrazo

Natalia Pastor dijo...

Jose Luis Valaldares:

Amén de los resultados financieros -incuestionables-, la COPE ocupaba un puesto importantísimo como medio de comunicación de referencia,influyente.

Tras la salida de Federico,César y Luis Herrero, no es sólo que haya perdido más de 2.000.000 de oyentes - que se dice pronto...-, si no que además de ocupar el cuarto puesto en la radio española se ha diluido absolutamente su capacidad de influencia y opinión, hasta ser prácticamente nada.