miércoles, abril 11, 2007

¡¡Manda carallo!!


El último informe del Consejo Escolar de Galicia ha puesto de manifiesto el uso mínimo del gallego en primaria, y subraya que los alumnos prefieren, en situaciones informales, el uso del castellano.
El Consello establece que sólo uno de cada tres niños de infantil y primaria utiliza la lengua gallega, frente al 66,9% que emplea el castellano. Por eso propone enseñar a escribir en gallego, para «marcar de manera definitiva su relación con el idioma». El vicepresidente de la Xunta, Anxo Quintana, ha reivindicado a este respecto la creación de 'galescolas', impulsadas por la propia Vicepresidencia.
"Galescolas","ikastolas",....nazionalismo en estado puro,sea como sea.
Aun contra natura.

16 comentarios:

tejón dijo...

¿Y es malo que prefieran el castellano al gallego?, ¿un idioma universal a un localismo de ambito superreducido?
La lógica del nacionalismo, el control del pensamiento

glass dijo...

Es igual lo que piensen los niños gallegos. Los políticos seguirán enfrentando a todos los pueblos de España entre sí para poder manejar más presupuesto que es lo que les interesa claramente .

héctor dijo...

Vaya atentado contra la libertad.
Cada uno que estudie en el idioma que quiera.
¿Es que llegara un dia que no se podra hablar en español?
Lo que pasa es que los del BNG saben que los socialistas le daran lo que sea con tal de mantener el poder.

ana dijo...

Ya es hora de que se vaya uno dado cuenta de que el gallego no te sirve para entenderte en otras comunidades,no entiendo como puede haber gente tan cerrada con este tema.Para España lo que vale es entenderse en el idioma de toda la vida que pinta una gallega como yo hablando gallego a los de Madrid que es donde vivo ahora....

amaya dijo...

Imagínense a un gallego ,un catalán y un vasco reunidos para hablar de un tema .Hablarían en castellano para entenderse ¿no? pues esa es la realidad y lo demás es de gente con muy poca sesera, pobres niños que son los que tienen que pagar las consecuencias de tanto insensato

custom dijo...

Galicia Libre de Nacionalismos
Normalización lingüística = 1º Imposición coactiva del "galego xunteiro" a los gallegos hispanohablantes con el objeto de convertirlos en ciudadanos de segunda. 2º Negación del derecho a la libertad de idioma. 3º Dictadura lingüística comenzada por AP, con Gerardo Fernández Albor como presidente, continuada por Manuel Fraga Iribarne y radicalizada ahora por el bipartito: PSOE y BNG. 4º Discriminación por idioma incompatible con una sociedad libre y democrática.

alina dijo...

Mi hija va a un colegio en Alicante, somos castellano parlantes, pero ella recibe clases de valenciano todos los dias y sin embargo de castellano 2 hs por semana.
El tema es que opté por este colegio porque no era de educación en valenciano, pero no es asi, además de que todos los profesores dan sus clases, incluida la de castellano en valenciano.

blaster dijo...

Es decir, ya que la mayoría de la gente prefiere el castellano, yo tengo que imponer otro idioma para seguir viviendo del cuento nacionalista.
Una cosa es proteger una lengua, que es un tesoro cultural que no debe desaparecer y otra cosa querer imponerla.

maría campano dijo...

Una obra para niños incita al odio hacia los castellanohablantes

La asociación ciudadana Vigueses por la Libertad quiere manifestar su más enérgica protesta por la programación, en un recinto público como el Museo Verbum, de una obra de títeres para niños en la que se presenta a los castellanohablantes gallegos como personas malvadas e imbuidas de odio hacia Galicia y se instiga la animadversión hacia ellos.

En dicha pieza para marionetas, creada por la empresa Mekané Didáctica, aparecen cuatro personajes que son “buenos” porque hablan gallego y un personaje apodado “Maldito”, que es “malo” por el hecho de que habla castellano. El objetivo de los “buenos” es que los niños utilicen el gallego y el propósito del “malo”, que usen el español.
Siendo éste el núcleo argumental, se hace inevitable y lamentable tener que señalar que la obra induce a los espectadores a identificar el mal y la maldad con la lengua española y, por lo tanto, a aborrecer a quienes la utilizan. Lo cual constituiría una perversidad fuese cual fuese el idioma vilipendiado, pero resulta que se trata, además, del idioma común de todos los españoles, incluidos los gallegos y los hispanoamericanos. Es decir, de un idioma que se habla habitualmente en el entorno de los espectadores de la obra.

Esa visión falaz e intolerante, difícilmente compatible con las normas de convivencia de un sistema democrático y una sociedad plural, se va a transmitir a un público infantil, extremadamente influenciable. Y se difundirá, no en un teatro privado, sino en uno público, y no en una sola ocasión: la obra, que se estrena este domingo, permanecerá durante todo el mes de marzo en el Verbum.

Una incitación tan clara al repudio de las personas, en este caso, en razón de la lengua que hablan, puede ampararse quizás en la libertad de expresión, pero es inaceptable que se lleve a cabo con el respaldo de las instituciones. Para encontrar mensajes parecidos de instigación al odio contra sectores de la población por sus características diferenciales respecto de otros, habría que buscarlos en el historial de los grupos racistas.

Esta asociación defiende la libertad de expresión y de creación, pero cuando el mensaje que se transmite a un público sin capacidad crítica, como son los niños, alienta ideas y conductas de tipo xenófobo, se ve obligada a reclamar a los patrocinadores públicos, como el Ayuntamiento de Vigo y la Xunta de Galicia, que retiren la obra de los centros subvencionados.

Asimismo, esta asociación ciudadana estudia la presentación de una querella contra todos los responsables, por entender que la pieza incita a la discriminación de las personas por razones lingüísticas.

Saludos a todos desde Vigo.
María Campano

Anónimo dijo...

Cuidar el gallego (u otro idioma) no consiste en dar el 100% de las clases en gallego, sino tener un uso igualitario con el otro idioma oficial y favorecer el uso de ámbitos y no los estereotipos hacia uno u otro idioma ni sus hablantes.

Alejandro y Juan dijo...

De hay a que quiten el español de las aulas como estan haciendo en Cataluña hay un paso.

Esperemos que los gallegos no se dejen torear.

Interruptor dijo...

Lo mejor de todo es que los nacionalistas aún hablan de la discriminación del gallego en la educación, cuando ya tienen las galescolas y en el resto de centros están obligados a dar un mínimo del 50% de las asignaturas en gallego.

Yo soy gallego y tengo hijos en edad escolar machacados por un idioma que no es vehicular, y gracias a que el profesor de medio les dice todos los términos en español además de gallego.

Sólo pido igualdad, PERO REAL; quiero que se me permita escoger entre colegios donde se de la formación exclusivamente en gallego (con la única excepción de la asignatura de Lengua Española), colegios donde la educación se imparta al 50% en ambas lenguas y colegios donde las clases sean exclusivamente en español (a excepción de la asignatura de Lengua Gallega).

Eso sería libertad, pero es que los nacionalistas tienen mucho miedo de la libertad, porque eso sería su ruina, ya que en caso de poder elegir tal como yo propongo, las escuelas con mayor número de alumnos serían las que impartiesen las clases en español.

Y esperaos, que ahora se nos viene encima la “educación para la neoprogresía”.

jac dijo...

España la partimos la dividimos la fracmentamos y encima cada trozo habla de una manera.
Estomos todos locos ?

El Cerrajero dijo...

Lo más preocupante en Galicia es que hay un tipo apellidado Feijoó que todas estas paridas no le parecen mal.

La guerra de las lenguas minoritarias es una guerra que tienen perdida porque no se puede ir contra la evolución natural. Eso si, por el camino se van a quemar unos cuántos cientos de millones de euros.

Natalia Pastor dijo...

El enriquecimiento cultural traducido en el bi- o plurilingüismo, es algo que debe potenciarse. Pero como siempre, la contaminación política, interesada únicamente en conseguir perpetuarse en el poder, adultera esa riqueza convirtiéndola en un instrumento de dominación y exclusión. Les importa un comino que los niños de hoy tengan una limitación absoluta, por desconocimiento del español, y se encuentren en situación de desigualdad. Sólo quieren que se queden en el terruño nacionalista, con una mentalidad totalitarista, reduccionista y paleta. ¡¿Globalización?!.

Bentxi dijo...

Lo cojonudo es que pagaremos todos los españoles esas p escuelas absurdas y retrogadas en el mundo en que vivimos, todo sea por retroceder hacia la prehistoria